logofergus-01.png
iconos-cabeceras-blanco-01.png
iconos-cabeceras-blanco-02.png
iconos-cabeceras-blanco-03.png

¿Necesita tu hotel recurrir al rebranding?

La hostelería se ha convertido en un gremio muy competitivo en el que diferenciarse se hace cada vez más difícil, y uno de los motivos que causan este problema es la manera en que llega el mensaje de la marca del hotel a la audiencia objetiva. Hay hoteleros que se sienten preocupados al hablar de una nueva marca, especialmente por el temor a empezar desde cero.

Si bien no es necesario en todos los casos, este rebranding debe plantearse de manera efectiva en todos los niveles de comunicación del hotel, y por supuesto en su comunicación online.

Cómo detectar la necesidad de rebranding

¿Qué significa realmente el rebranding? Es un replanteamiento de la estrategia de marketing mediante un conjunto de acciones que modifican los elementos que definen la identidad de la marca de tu hotel, con tal de conseguir que la imagen corporativa del hotel refleje claramente el mensaje de la compañía al público objetivo.

La marca es algo más que la búsqueda de un logotipo extravagante, o unos colores llamativos: es la principal vía de conectar a tus clientes con tu hotel y consolidar una relación cercana y duradera.

Tus clientes deben sentirse reflejados con tu marca, saber que tu hotel está hecho para ellos. Tras una experiencia fantástica en tu establecimiento, es la marca de tu hotel la que debe aparecer en primer lugar en su memoria. Eso significa que tu estrategia de branding ha dejado huella en tu cliente, y que lo anime quizá a convertirse en prescriptor de tu marca entre su círculo de amigos y familiares.

Sin embargo, por mucho que la marca haya tenido éxito en el pasado, lo que importa es comprobar que la marca continúe funcionando en la actualidad. De hecho, hay hoteles que están observando que su marca no tiene el mismo impacto en la audiencia como antaño. Bien porque el mensaje se ha quedado desactualizado respecto a los intereses de los clientes, o bien porque el mensaje se está dirigiendo de manera errónea a la audiencia.

La marca debe adaptarse a las nuevas tendencias de consumo, entendiendo las nuevas vías de comunicación entre cliente y marca.

Los consumidores hoy en día se unen y desconectan de las compañías hoteleras con mucha más facilidad que hace un tiempo, ya que existe mayor competencia. Por eso es tan importante identificarse de forma efectiva, con tal de garantizar el cuidado de la relación con el cliente. Este problema con la marca del hotel impacta no solo en su reputación en el sector; sino que puede llegar a reflejarse en las ventas del establecimiento.

Hay hoteleros que, para el rendimiento de su negocio, acaban acudiendo a profesionales del sector que cuentan con una mayor información sobre las novedades de la industria de hostelería. Estos profesionales cuentan con mayor experiencia en el sector como para detectar si es necesario recurrir al rebranding o no.

Hay propietarios que incluso acaban cediendo la gestión de su hotel a gestoras o cadenas hoteleras al comprobar su experiencia en la industria.

rebranding-hoteles

Reflejar el rebranding en la estrategia online

Los expertos del sector hotelero precisamente destacan que uno de los motivos que causan que una marca hotelera sea poco efectiva es su aplicación en la comunicación online. La industria de hospitalidad está cada vez más sumergida en las nuevas tecnologías, al igual que los viajeros que tienen nuevos patrones de consumo. Por eso es primordial que el rebranding, sea o no desde cero, debe verse reflejado sin falta en la estrategia online de tu hotel.

Según la compañía estadounidense Tambourine, pese a que la presencia en internet de la marca hotelera es tan importante, hay compañías que no descubren hasta el último momento que no se ha aplicado la estrategia de rebranding en la comunicación digital.

Por ejemplo, uno de los errores más comunes es la falta de control sobre los dominios web. Hay hoteles que replantean su sitio web para transmitir de manera efectiva la nueva marca. Se pierden URLs antiguas al no dirigirse a las nuevas, se pierden contenidos que se podrían reutilizar, etc. Esto no solo perjudica a la imagen corporativa en internet, también ocasiona penalizaciones de SEO de parte de Google.

Otro de los problemas habituales es la aplicación del rebranding en los perfiles digitales. Con el papel tan importante que juegan las redes sociales en el cuidado de las relaciones con el cliente, supone un problema para la reputación online del hotel.

¿De qué manera puede ayudarte internet a conocer los resultados de tu rebranding? Analizando tanto las reacciones de tus clientes en redes sociales, como sus opiniones en portales online. Los clientes no solo comparten su experiencia de vacaciones con otros usuarios, también ponen a prueba la efectividad de la comunicación de tu imagen corporativa.

Por lo tanto, recurrir a expertos en la industria para averiguar si aplicando una estrategia de rebranding en  tu hotel puede ser un gran beneficio para aprovechar su auténtico valor. Y tener en cuenta la aplicación del rebranding en la estrategia online de marketing es imprescindible para empezar a diferenciarse de tu competencia.

Tipos de gestión de hoteles vacacionales